Liberación - Órgano de PrensaNacionalesPortada

Masivas movilizaciones contra el “2×1″

Capital: “Hoy las calles son nuestras, y ellos no las pisan”

La convocatoria por el vergonzoso fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación referido a la aplicación de la Ley 24.390 en beneficio de represores acusados por delitos de lesa humanidad conocido como 2 x 1, fue el miércoles 10 en la Plaza de Mayo en repudio y rechazo a esta decisión votada por Rosenkrantz, Rosatti e Highton. La sentencia fue dictada en el caso de Luis Muiña quien en el 2013 fue condenado a 13 años de cárcel por el delito de privación ilegal de la libertad e imposición de tormentos en cinco casos.

Madres de Plaza de Mayo, Abuelas, Familiares, HIJOS, CELS, APDH, Comisión por la Memoria Verdad y Justicia, Comisión de Homenaje a los Desaparecidos, Compañeros de los 12 de la Santa Cruz, Liga, ambas CTA, CGT, partidos políticos, organizaciones estudiantiles, barriales, culturales, etc, lograron una convocatoria extraordinaria el 10 de mayo. Incluso concurrieron los que iban a realizar otra el 11, como los partidos del FIT y el MST-MAS con el Encuentro Memoria Verdad y Justicia. Las consignas unificadoras fueron: Sres. Jueces: ¡NUNCA MAS! NINGUN GENOCIDA SUELTO, 30.000 DETENIDOS-DESAPARECIDOS ¡PRESENTES!

Nuestra cita del PL fue a las 16 horas en Chacabuco y Av. de Mayo, dos horas antes, para poder volantear, hacer pintadas, reunirnos con el resto de los camaradas y levantar nuestras banderas. Luego nos encontramos en medio de una marea humana acercándonos a la plaza, en una enorme demostración de poder popular poniéndole un límite a la impunidad, con más fuerza que nunca por la causa de los derechos humanos. Fue una derrota total del gobierno.

Por única vez las Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, aceptaron el pedido canalizado por las redes sociales para utilizar un pañuelo blanco durante el acto. Podían verse distintos puntos de entrega de los mismos entre la 9 de Julio y la Plaza de Mayo. Sobre la Catedral se proyectaba una frase que decía: “Aquí ocultaron apropiadores”.

En el acto hablaron fueron Taty Almeida (Madres de Plaza de Mayo), Lita Boitano (Familiares) Estela de Carlotto (Abuelas) y Nora Cortiñas (Madre de Plaza de Mayo Línea Fundadora). El momento más emocionante fue cuando llego la orden desde el escenario de levantar los pañuelos blancos, en un hermoso gesto colectivo y simultaneo como un “pacto social” reafirmando que estos pañuelos son una enorme responsabilidad de un país que sabe que a nuestros 30.000 los han desaparecido y antes torturado, violado, picaneado, amenazado, golpeado, lastimado, les han quitado toda humanidad. Por eso este pueblo no olvida, no perdona, y no se reconcilia y seguirá exigiendo justicia hasta que sepamos qué paso con los desaparecidos, con sus hijos, y con los documentos o archivos. Y los responsables estén en una cárcel común, perpetua y efectiva.

Vinieron por todo y ahora quisieron garantizar la impunidad de los genocidas, pero no pudieron. El pueblo en la calle se los impidió y eso incidió para que Diputados y Senadores, con mucho oportunismo, votaran una ley que prohíbe la aplicación del 2 x 1 a los condenados en casos de lesa humanidad.

Nora Cortiñas pidió la renuncia de los tres integrantes de la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Los jueces fueron denunciados por Marcelo Parrilli por prevaricato y hubo recusación ante la Corte Interamericana de DDHH. Taty Almeida invitaba a cantar “El pueblo unido, jamás será vencido”. También se pidió por la libertad de Milagro Sala y empezó a sonar “La Memoria” de León Gieco. Según los organizadores, hubo unas 500.000 personas. ¡Los milicos en la cárcel, dos por uno las pelotas!

SABINA GARCÍA

Córdoba: “Masivo NO al 2×1”

La marcha del 10 de mayo, en Córdoba, fue más que un soplo de aire fresco en una provincia donde en el balotaje presidencial, Macri sacó el 72% de los votos. Las 120.000 personas que se movilizaron en las calles, fueron un huracán que insufló fuerza al movimiento popular y democrático.

La convocatoria de los organismos de Derechos Humanos agrupados en la Mesa de Trabajo, de la que formó parte el Partido de la Liberación y la Comisión de Homenaje a los Desaparecidos y Mártires Populares, fue mucho más allá de las expectativas. Ya el 24 de marzo, con 100.000 personas marchando, había sido impresionante; esta vez, ante el artero ataque de una Corte Suprema que pretendió garantizar la impunidad de los genocidas, la respuesta fue más contundente aún.

Con la bandera de los organismos adelante, miles de pañuelos blancos marcharon y luego escucharon las intervenciones, entre ellas, la de Sonia Torres, nuestra Abuela cordobesa, que busca a su nieto hace más de 40 años, nacido durante el cautiverio de su hija Silvina Orozco, aún desaparecida.

El PL distribuyó dos mil volantes, bajo el título “Abajo el 2×1 y la reconciliación, por el Frente Antiimperialista”, criticando el fallo de los cortesanos, dos de ellos designados por Macri, con el voto afirmativo de la mayoría de los senadores del Frente para la Victoria y el PJ. Rápido de reflejos, Schiaretti repudió el fallo y con su gabinete se sumó a la marcha, obviamente sin hacer ninguna autocrítica por el apoyo otorgado al gobierno macrista, artífice de este fallo.

Nuestro volante planteaba la responsabilidad de Macri y la Conferencia Episcopal, que días antes había planteado la “reconciliación”, en relación a los crímenes de lesa humanidad cometidos durante la dictadura militar-cívica.

Si alguien abrigaba dudas respecto a cómo asegurar la vigencia de las políticas de Memoria, Verdad y Justicia que el gobierno de Cambiemos viene desmantelando, queda claro una vez más que la resistencia será con la movilización en las calles. Ni siquiera quienes apoyaron esas políticas durante los gobiernos kirchneristas, fueron consecuentes, porque los senadores del FPV son responsables por haber votado a Rosatti y Rosenkrantz, que firmaron este fallo, junto a la impresentable Elena Highton.

En Córdoba, hasta el presidente del Tribunal Oral Federal N°1, Jaime Díaz Gavier salió a repudiar el fallo. Y no sólo con declaraciones: el viernes ese Tribunal rechazó el pedido del “Chuby” López, un represor condenado por casi 300 casos de desaparición y tortura, para que se le aplicara el 2×1.

En Córdoba, eran casi 60 los condenados que estaban en condiciones de pedir ese beneficio, entre ellos el propio Menéndez, con 14 condenas en su contra, 12 de ellas a reclusión perpetua.

Pero el pueblo fue muy claro, los genocidas deben estar en la cárcel.

IRINA SANTESTEBAN

Salta: “Gran movilización para decir NO  a la impunidad”

Intensa y emotiva jornada en Salta el miércoles 10 contra el 2×1. Unas 6.000 salteñas y salteños dijimos contundentemente que NO olvidamos, NO perdonamos y NO nos reconciliamos.

El repudio al fallo que abría la puerta para que los genocidas reclamen la libertad anticipada, logró que después de varios años se pudiera hacer una marcha unitaria, en la que participaro los organismos de Derechos Humanos como la Asociación “Coca Gallardo”, la Asociación Lucrecia Barquet e HIJOS, más los partidos políticos, el PL entre ellos, organizaciones de Mujeres, sindicatos, agrupaciones estudiantiles.

El rol de las compañeras de la “Coca Gallardo” fue fundamental para poder hacer la marcha tan exitosa del miércoles. Fueron la vanguardia que hizo la punta para que esa marcha saliera, ante dudas y vacilaciones varias de otras fuerzas. De todas maneras, algunos sectores sectarios mantuvieron otra marcha, menor, del jueves, como los de Familiares y el trotskista PO.

La marcha numerosa recorrió el miércoles lugares emblemáticos: la V Brigada del Ejército, la Central de Policía y la Delegación Salta de la Policía Federal. En cada punto se hizo referencia a la participación de esas fuerzas en la represión durante la dictadura. Ya en la Plaza 9 de julio, se realizó el acto donde se repudió al gobierno nacional por su política contraria a los DD.HH. pero también por su política económica tan hambreadora y entreguista como la de Martínez de Hoz y Cavallo. Se rindió homenaje a las Madres y Abuelas y se reclamó por la libertad de Milagro Sala. El PL repartió su volante nacional.

Fue una semana movida en el tema de Derechos Humanos porque el lunes había culminado uno de los juicios donde se habia condenado a perpetua a cuatro genocidas y a otros represores a penas menores.

En Salta exigimos la continuidad de los juicios y también que se juzgue a los cómplices civiles de la dictadura. Uno de los carteles decía: “si ellos multiplican el 2×1, nosotros multiplicamos el repudio”, expresando lo que la mayoría del pueblo argentino siente: los Derechos Humanos no son un “curro”, y los genocidas merecen cárcel común, perpetua y efectiva. NUNCA MÁS un genocida caminando libre por las calles de Argentina.

ELENA RIVERO

Mostrar más

Irina Santesteban

Irina milita en el Partido de la Liberación desde 1987. Es periodista y abogada, fue Secretaria General de los judiciales de Córdoba entre 2008 y 2014 y actualmente es delegada de su sector. Además, integra el movimiento de mujeres, las Agrupaciones de Base Clasistas (ABC) y forma parte del Comité Central del Partido y del Secretariado Nacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.