InternacionalesLiberación - Órgano de PrensaMil por Cuba

Estados Unidos recrudece el bloqueo a Cuba y ataca a Venezuela

Los Estados Unidos, con el fascista Donald Trump en la presidencia, siguen recrudeciendo el criminal bloqueo contra Cuba; ahora más aún con la aplicación del título 3 de la ley Helms-Burton que plantea que los reclamantes de propiedades que fueron expropiadas debían ser “protegidos” y permite -entre otras cosas- demandar a entidades que “trafiquen” con esos bienes ante tribunales de Estados Unidos. Ese título y toda la ley violan principios básicos de derecho internacional y fueron sancionados en 1996 para profundizar “legalmente” un bloqueo que viene siendo aplicado ininterrumpidamente desde la época de Kennedy en los años ’60.

Por ese motivo, y porque el imperialismo agrede cada vez más a Cuba, el 4 de julio pasado, Día de la Independencia de EE.UU., partidos políticos, movimientos sociales y sindicatos, entre ellos el Partido de la Liberación (PL), convocados por el Movimiento Argentino de Solidaridad con Cuba (MASCUBA) marcharon hacia la embajada yanqui en Buenos Aires, para reclamar por el cese del bloqueo y las agresiones. Allí se leyó una carta que se le entregó al embajador norteamericano en Argentina, el intervencionista Edward Prado.

CONTRA VENEZUELA

Trump y compañía extienden bloqueo y sanciones económicas a aquellos que consideran sus enemigos. En las últimas semanas sancionaron a la italiana PB Tanker y a la empresa cubana Cubametales por el transporte de petróleo de Venezuela a Cuba. A PB Tanker se le levantó la sanción cuando dejó de trabajar con PDVSA. Sobre esto, Steven Mnuchin, secretario del Tesoro de EE.UU. dijo que “Las sanciones del Tesoro a Cubametales desbaratarán los intentos de Maduro de usar el petróleo de Venezuela como un instrumento para ayudar a sus partidarios a comprar protección de Cuba y otros actores extranjeros malignos”. Además, agregó que “La decisión del Tesoro de quitar las restricciones a PB Tankers y desbloquear buques previamente sancionados es un recordatorio de que los cambios positivos de comportamiento pueden resultar en el levantamiento de las sanciones”. Una muestra clara de la actitud imperialista e injerencista de Estados Unidos.

Mientras Cuba denuncia y rechaza ese recrudecimiento del bloqueo, ratifica su rumbo socialista y, lejos de aflojar ante el imperio, dijo que seguirá siendo solidario y fraternal con el gobierno bolivariano de Venezuela.

El gobierno cubano, en la figura de su presidente Miguel Díaz Canel y con sus ministros y diputados a la Asamblea Nacional del Poder Popular están en estos días debatiendo la profundización de su modelo socialista. En este momento están viendo medidas para que se fortalezca la economía nacional como la cuestión clave. Quieren que buena parte de lo que produzcan sus empresas mixtas y el turismo, el ahorro de las empresas estatales, etc, pueda servir a fortalecer su economía, ahorrar en importaciones y promover mejor vida para el pueblo y también mejorar sus ventas al exterior.

Mostrar más

René Vélez

Compañero que colabora regularmente con LIBERACIÓN.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.